Y de entrada… una crema de mariscos

Gabriela Trillo Aguilar / redaccion@construarte.com.ve

El arte culinario se caracteriza por su inmensa diversidad, y si se trata de cocinar con mariscos las posibilidades creativas se multiplican. Este exquisito ingrediente marino, debe estar fresco y suave al momento de cocinarlo. De esta manera, se asegura que los sabores de las preparaciones sean idóneos.

Al hablar de mariscos, se hace referencia a los camarones, langostinos, cangrejos, percebes, mejillones, almejas, berberechos, chipirones, pulpos y erizos de mar, todos con propiedades únicas dignas de degustar en un rico almuerzo o cena.

En este artículo, la crema de marisco es la protagonista, ideal para servirla de entrada y por su temperatura es perfecta para calmar el frío. Es muy sencilla de cocinar y el resultado es exquisito. A continuación la receta para preparar crema de marisco extraída de www.verycocinar.com

Ingredientes:

  • 1 cebolla
  • 1 puerro (ajoporro)
  • 1 zanahoria
  • 2 cabezas de merluza
  • 2 litros de agua
  • 600 g. de langostinos
  • 150 g. de rape
  • 2 ajos
  • 4 cucharadas de salsa de tomate
  • 1 copita de brandy
  • 1 vasito de vino blanco

Preparación:

Comenzamos cortando la cebolla y la zanahoria y las cocemos junto con las cabezas de pescado en una olla con agua con sal durante 30 minutos. Luego, colamos el caldo de pescado y lo reservamos.

Por otro lado, picamos fino las verduras (cebolla, puerro, zanahorias, ajos), y a continuación las sofreímos en una cazuela. Los ajos los añadimos al cabo de 10 minutos y seguimos rehogando.

Pelamos los langostinos y añadimos las cabezas a la cazuela. Es importante machacar bien las cabezas para sacarles todo el jugo. Cuando estén bien hechas, incorporamos el brandy y flambeamos. Luego añadimos el vino blanco y cuando el líquido haya evaporado, ponemos la salsa de tomate. Finalmente añadimos el caldo de pescado que teníamos reservado y lo dejamos tapado en el fuego 25 minutos.

Cortamos la cola de rape en trozos y la añadimos al caldo junto con los langostinos. Lo dejamos 5 minutos más al fuego y trituramos todo. Después lo pasamos por un colador ayudándonos de un cazo de servir.

Solo nos queda volver a calentar la crema en la cazuela y servirla en plato o en taza. Podemos decorar con un poco de cebollino picado. ¡Buen provecho!