Las bondades de una infusión milenaria

El té verde, la bebida que mejora vidas

María de los Ángeles Martínez/Fuente: reflexionesdiarias.wordpress.com | informe21.com

Es la bebida de moda. En cada local visitado por la denominada farándula está presente entre las opciones del menú. Y los más modernos son quienes la piden. Se trata del té verde, una infusión que es simplemente genial que esté tan en boga, porque sus beneficios para el cuerpo humano son más de una docena.

Es un extracto de tradición, en la antigua china. Y hace tiempo que fue traído al país. En Valencia, por ejemplo, está desde hace mucho en locales de comida étnica y hasta se consigue en presentaciones de botella en algunas de las tiendas asiáticas ubicadas en un reconocido centro comercial de la ciudad, que no en vano se ha ganado el sobrenombre de “China Town”.

Esta bebida, proviene de la misma planta que el té negro o tradicional. Lo que cambia es el modo en que es procesado. El té verde es estabilizado con vapor y secado antes de su fermentación; el otro en cambio sí se fermenta y las hojas de la Camelia Sinensisse se dejan marchitar.

Para la mente y el cuerpo

Muchísimas son sus bondades. Y una de las más importantes es que ayuda a reducir el riesgo de padecer cáncer, siendo un antioxidante 100 veces más efectivo que la vitamina C y 25 más que la E, lo que permite proteger las células del cuerpo humano. Ayuda también a combatir las enfermedades cardíacas, prevenir derrames cerebrales y a reducir los niveles de colesterol malo.

Es buenísimo para rebajar, ya que detiene el movimiento de la glucosa en las células grasas, previene el incremento de los niveles de azúcar en la sangre y estimula de forma natural el metabolismo para quemar calorías, disminuyendo así los kilos de más.

Con su consumo se evitan las enfermedades inmunes, ya que protege los cartílagos, reduciendo el riesgo de padecer artritis reumatoide. Y por su alto contenido de fluoruro ayuda a mantener los huesos fuertes, previniendo la osteoporosis.

El té verde contiene un aminoácido denominado L-tiamina, que ayuda a reducir el estrés y la ansiedad. Tiene además prolifenoles, que al combatir los radicales libres reduce los efectos del envejecimiento y retarda la aparición de las arrugas.

Ayuda a tener una boca más sana, disminuye el mal aliento y elimina muchas de las bbacterias causantes de los problemas dentales. Por tener teofilina, controla el asma y relaja los músculos.

Es buena también para la memoria, al retrasar el proceso de reducción de acetilcolina en el cerebro, el cual es el neurotransmisor que provoca Alzheimer. Y ayuda a prevenir el daño celular en el cerebro, evitando así el mal de Parkinson.

¿Milagrosa o espirituosa?

Lo primero, muy probable. Lo segundo no se sabe. De lo que sí se tiene certeza es que el té verde es una de las bebidas más impresionantes del mundo, que sin duda debe ser incluida en el menú diario de todas las personas, debido a que sus beneficios y bondades no son simple especulación. Han sido comprobadas por médicos, científicos y hasta empíricos en todo el mundo a lo de largo de los siglos.

Por todo esto, más que recomendado está el tomar -si se quiere- tres o cuatro tazas diarias de té verde. Sin embargo, se dice que algunas personas en China se beben hasta 10 vasos al día. Pero como nunca es bueno abusar, seamos precavidos e integrémosla de a poco a nuestra alimentación, empezando al menos por una taza diaria, para que comiences a notar las mejoras en tu estado de ánimo, una mayor lozanía en tu piel, reducción de grasas y a la larga tengas una salud completamente óptima.

Fuente: reflexionesdiarias.wordpress.com | informe21.com