Maquillaje de ojos al estilo burdeos

Las paletas de sombras de ojos en tonos cálidos son una apuesta de casi todas las marcas de maquillaje para esta temporada. El tono «burgundy» no falta en ninguna.

 El color burdeos es un tono que se lleva tanto en la moda y como en el maquillaje. Y así lo demuestra esta tendencia que traemos hoy, que desplaza el clásico ahumado negro, en favor de un tono cálido de aire otoñal. ¿Te apuntas al maquillaje de ojos burdeos?

Kristen Stewart, Jennifer López, Olivia Wilde, Julianne Moore o la Reina Letizia son algunas de las celebridades que han apostado en más de una ocasión por el maquillaje de ojos burdeos para embellecer sus ojos en los eventos destacados. Y las paletas de sombras de ojos en tonos cálidos son una apuesta de casi todas las marcas de maquillaje para esta temporada. No por casualidad el maquillaje de ojos burdeos es tendencia en Pinterest.

Pero, ¿a quién favorece este maquillaje de ojos burgundy? Especialmente a las mujeres con ojos verdes, azules o marrones claro y color miel. El contraste que supone el tono burdeos (sobre todo con los ojos verdes, su color contrario) con estos tonos resulta muy llamativo y favorecedor. Aunque si tienes los ojos oscuros igualmente podrás sacar partido a una sombra de ojos burdeos con alguna de las versiones que te proponemos a continuación.

Maquillaje de ojos burdeos: cómo llevarlo

Por un lado, para lucir la tendencia«cherry eyes » no es necesario llevar el ojo completamente ahumado, lo que resulta más propio de un look de noche. Podemos recurrir a diferentes versiones en función de dónde y cómo apliquemos nuestro maquillaje de ojos burdeos:

Eyeliner burdeos

Con un lápiz de ojos o una sombra aplicada con pincel de delineado. El resultado es divertido pero sutil.

Ombré burdeos

Un bonito degradado es ideal para lucir este tono borgoña de tendencia. Comienza en la parte interna del párpado con un color más claro como el beige o el rosa pastel, para terminar con el burdeos más oscuro en la «V» externa.

Línea de agua burdeos

Un toque de color diferenciador que hay que aplicar con cuidado si no queremos dar la sensación de que tenemos el ojo irritado

Ahumado «burgundy»

Para la noche, este otoño no te puede faltar un ahumado en tono burdeos que cree una mirada de impacto. Puedes hacerlo monocolor, o bitono, combinado con otros tonos como rosa pastel, dorado, marrón, gris o negro. Lo ideal es que lo acompañes con un labial en tono «nude», aunque, para las más atrevidas, está la opción de combinarlo con un labial borgoña a juego.