Muchacho redondo en salsa a la venezolana

El muchacho redondo es un corte de la carne tomado del cuarto trasero de la res. Es especial para preparar al horno permitiendo sacar cortes de forma redonda.

Este corte de carne se conoce en Colombia como muchacho; en Venezuela como muchacho redondo; en Argentina, Uruguay y Bolivia como peceto; en México se llama cuete. En España se llama contratapa.

Si la salsa obtenida durante la cocción está muy líquida se puede mantener al fuego otro tiempo más hasta que espese un poco.

Ingredientes

Para la carne

  • 1 Muchacho redondo (1 ¿ a 2 kg)
  • 2 Cebollas
  • 2 Pimentones verdes
  • 6 Dientes de ajo
  • 2 Cdas. de salsa inglesa
  • 6 Ajíes dulces
  • 1 Cda. de orégano seco
  • 1/2 Taza de papelón rallado
  • 3 Cdas. de aceite
  • 1 Litro de agua
  • 1 Cdta. de sal

Para la salsa

  • 2 Latas de malta
  • 3 Cebollas cortadas en cuadritos
  • 1 Frasco de cebollitas encurtidas
  • 3 Cdas. de salsa de soya
  • 1 Cda. de maicena
  • Sal y pimienta negra recién molida
  • Ramas de romero para adornar

Instrucciones

  1. Aliñar el muchacho con los ajos machacados, la salta inglesa y la sal, a macerar por dos horas.
  2. Licuar las cebollas con los pimentones, los ajíes dulces y el orégano seco.
  3. Cocinar en un caldero de hierro el papelón con el aceite. Colocar el muchacho dentro del mismo caldero y dorar por todos sus lados.
  4. Apartar el muchacho. Colocar el aliño a dorar dentro del mismo caldero con el papelón.
  5. Poner nuevamente la carne dentro del caldero y agregar un litro de agua.
  6. Cocinar por una hora y media, hasta que esté blando y haya espesado su salsa.
  7. Rebanar la carne y servir la salsa de malta a un lado o en un recipiente aparte.
  8. Acompañar con arroz blanco, yuca hervida o puré de papas.

Preparación de la salsa

  1. Sudar las cebollas en un caldero, con un poco de aceite de oliva.
  2. Agregar la malta y la salsa de soya. Escurrir las cebollas encurtidas y hervirlas en agua por quince minutos para que pierdan la acidez. Agregarlas a la salsa anterior.
  3. Aderezar con sal y pimienta y cocinar todo junto. Disolver la maicena en un poco de agua fría y mezclar con la salsa, revolviendo para evitar que se formen grumos